España Invierte 1.027 Millones de Euros en Armamento Israelí desde el 7 de Octubre

Un informe del Centre Delàs d’Estudis per la Pau revela que, desde el inicio de la ofensiva israelí contra Palestina el pasado 7 de octubre, España ha concedido contratos por un valor total de 1.027 millones de euros a empresas israelíes y sus filiales. Según reporta Europa Press, este documento titulado ‘Business as usual. Análisis del comercio de armas español de 2022-2023 y argumentos para un embargo de armas a Israel’ examina las relaciones comerciales de armamento entre ambos países, destacando que, a pesar de la gravedad del conflicto en Gaza, las relaciones militares entre Madrid y Tel Aviv han permanecido esencialmente inalteradas.

El informe subraya que gran parte del material de defensa de patente israelí se fabrica en España a través de filiales de empresas israelíes o mediante acuerdos de transferencia de tecnología. «España ha seguido adjudicando contratos a empresas militares israelíes, a sus filiales en España o a otras empresas españolas que fabrican productos israelíes con acuerdo de transferencia de tecnología», explica el Centre Delàs.

Afectación de las Exportaciones

A pesar de las declaraciones del Gobierno español sobre la suspensión de nuevas licencias de exportación de material de defensa a Israel desde octubre, el informe destaca que las exportaciones de armamento han continuado. En noviembre de 2023, la empresa Nammo Palencia exportó 987.000 euros en municiones a Israel. Además, se ha exportado material de defensa como armas, municiones y partes de automóviles blindados de combate, aunque algunos de estos materiales fueron reexportados a Filipinas.

Las relaciones entre España e Israel también se extienden a la adjudicación de contratos para productos y servicios de defensa, la colaboración empresarial para acceder a terceros mercados y la cooperación en proyectos de investigación y formación en el marco de la UE, la OTAN y otros organismos internacionales.

Legalidad y Propuestas de Embargo

El informe cuestiona la legalidad de estas exportaciones de armamento, citando el artículo 6.3 del Tratado sobre el Comercio de Armas, que obligaría al Gobierno español a denegar nuevas autorizaciones y revocar las existentes para exportaciones a Israel. Asimismo, menciona la posible comisión de genocidio por parte de Israel en Gaza, así como crímenes de lesa humanidad y crímenes de guerra, argumentando que España debería considerar un embargo de armas a Israel.

«Ante esta situación de especial gravedad, el Gobierno podría adoptar un embargo de armamento a Israel», sugiere el informe. Aunque la Ley 53/2007 no contempla explícitamente la posibilidad de un embargo, sí permite la denegación, suspensión o revocación de autorizaciones de exportación de material de defensa.

El Centre Delàs finaliza proponiendo modificaciones a la legislación española sobre el control del comercio de armamento, para alinearse con las obligaciones internacionales y prevenir la participación en conflictos que resulten en graves violaciones de derechos humanos.

Autor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *